15
ago
12

Los empresarios la ven mejor: creen que la economía crecerá en el segundo semestre



Exportación, inversión y ventas son las claves que alimentan las buenas expectativas de los empresarios respecto a la segunda mitad del año, según la encuesta de expectativas empresarias realizada por la consultora D´Alessio Irol para el Instituto para el Desarrollo Empresarial de la Argentina (IDEA).
Los empresarios consultados señalaron que 80% de las empresas están operando por encima de 70% de la capacidad instalada, y opinaron que el eje pasará por encontrar un equilibrio entre salarios y tarifas para lo que resta de este año.
¿Preocupaciones? La crisis mundial, en particular, lo que ocurra con Brasil. A nivel global, los empresarios argentinos proyectan una continuidad en la situación de incertidumbre existente en materia financiera y económica en los países del Viejo Continente.

Conclusiones de la encuesta:
Inflexión en la tendencia de expansión de los negocios. Crisis internacional y en menor medida factores internos parecen ser la causa.
Convergencia a la normalidad en el segundo semestre.
Principalmente exportaciones, inversión y ventas denotan el cambio de las expectativas.
Los factores endógenos a las empresas son los principales previstos para el crecimiento.
Aumentos salariales por encima de los precios es el factor primordial de caída de rentabilidad.
El 80% de las empresas están por encima del 70% de empleo de capacidad instalada.
La inversión se encuentra en el 10% de las ventas, con preeminencia de las blandas por sobre las duras.
Incentivos fiscales y cambio de condiciones de contratación entre las principales demandas para el mantenimiento del nivel de empleo.
Equilibrio de salarios y tarifas entre los nuevos desafíos de 2012.
Las Paritarias ya cerradas, cómo las que aún se encuentran en negociación denotan entre 2,5 y 3 puntos por encima de las expectativas empresarias.

Fuente: Infonegocios


15
ago
12

La pesificación, tendencia que se consolida en el mercado inmobiliario



Casi a contramano de lo que indican los índices de la actividad de real estate durante el mes de mayo las consultas dentro de la plataforma de elinmobiliario.com crecieron un 7,57%. En contraposición, el interés de compra expresado a través de consultas concretas, bajó un 3,3% de abril a mayo. El mercado se mantiene expectante de lo que ocurre en el sector, pero la intención de compra está resentida.

Las estadísticas revelan que la intención de compra efectiva materializada en las consultas ha disminuido en la comparación anual, pero el interés y expectativa por los productos ha crecido en casi un cinco por ciento.

Una lectura de lo acontecido a lo largo del mes revela el estado de alerta de los grupos inversores, sin demasiadas concreciones en las operaciones (disminuyó la intención de compra en un 3,3% respecto el mes pasado), pero con un marcado interés en confiar en el mercado inmobiliario el destino de sus ahorros.

“Este es un período de mucha fluctuación en la demanda; con importantes parates ante cada anuncio oficial, pero a la vez con rápida reanudación del movimiento al poco tiempo”, sintetizó Marcelo Roggio, representante del Grupo Roggio.

En coincidencia con este análisis, Juan Pablo Cmet de Galp Propiedades, explicó que “la incertidumbre financiera, monetaria y económica de los últimos 6 meses ha enfriado un poco el mercado, pero los inversores continuarán apostando a la ecuación seguridad-rentabilidad-previsibilidad impresa en el mercado inmobiliario, una vez que se pesifique el mercado, o bien, se vuelva a dolarizar con un dólar a un precio unificado”.

En cuanto a plazas, Córdoba ciudad e interior siguen siendo las indiscutidas pioneras en cuanto a nivel de consultas y visitas. En la plaza “son mayoritarias las consultas por departamentos, pero los lotes se venden con mayor facilidad, sobre todo aquellos de valores inferiores a los US$ 45.000”, analizó Cmet.

En lo que refiere al interés de los internautas, durante mayo los lotes en barrios de montaña fueron los más visitados y consultados con una intención de compra del 22,13%, un 10% superior respecto del 2º puesto en la tabla de tipologías.

Hacia la pesificación
“Dada la situación actual nos hemos adaptado y ofrecemos financiación en pesos a tasa fija de interés. Esta modalidad ha dado excelente resultado y es la opción por la que se inclina actualmente el inversor”, adelantó Roggio.

En otras plazas como Rosario, ocurre una situación similar: “las empresas desarrollistas han sabido posicionarse con planes de financiación, en nuestro caso, desde 12, 24 y 60 cuotas con ajustes de Cámara”, explicó Diego Ferreyra.

Por el momento, la tendencia obliga a las inmobiliarias a migrar a la pesificación y desarrollar productos que contemplen la modalidad a mediano-largo plazo. “Hemos implementado planes de financiación a 36 meses en pesos, que se actualizan con un interés anual del 24%. Todos los proyectos futuros los estamos planificando con financiación en pesos”, detalló Cmet.

Fuente: Punto a Punto


14
ene
11

El mercado inmobiliario apuesta a más



Los principales protagonistas del mercado inmobiliario ven 2011 como un año de continuidad. El gran desafío para que el mercado local crezca plenamente es lograr un mayor desarrollo del crédito hipotecario.

Alejandro Belio, director de operaciones de la desarrolladora TGLT, resumió la visión general para el 2011: “El mercado seguirá el curso actual. No veo un estancamiento pero tampoco un fenómeno de boom”. Mientras la economía siga este rumbo seguirán ingresando dólares producto de la venta de commodities agropecuarios y el productor rural es un histórico inversor en real state. Por otro lado, los valores del mercado inmobiliario tienden a subir levemente y eso sumado al continuo ingreso de dólares por la actividad agropecuaria hace que las perspectivas para el 2011 también sean buenas.

Otro de los temas que marcan los principales operadores inmobiliarios para visualizar cómo se encontrará el mercado inmobiliario en el próximo año es la inflación. El comprador estará cada vez más resistente a comprar al costo y los desarrolladores deberán evaluar sus precios y tener políticas de comercialización graduales para chequear las divergencias de los precios versus los costos.

Alternativas

Martín Rodríguez Etcheto, director de Creauban y Projet Manager de Art María, señala: “Los dos grandes condicionamientos que tenemos para generar nuevos emprendimientos son la suba de los costos de la construcción y el precios de los terrenos. El costo de la construcción no es una variable que pueda modificar el mercado, pero sí el valor de los terrenos. Si estos se adaptan a la realidad de los costos versus los precios de venta del mercado, sería una opción para hacer más viable la generación de proyectos”. En 2010 las consultas de desarrolladores excedieron la cantidad de terrenos que están disponibles. Se suma, además, que cada día hay más gente interesada en invertir en real state, tanto por la financiación como porque es una buena forma de ahorrar porque el ladrillo siempre es rentable.

También hay quien indica que llegarán unos meses de cautela después de junio. “Puede ser que haya una meseta durante el mes de las elecciones pero será más por una cuestión política que económica”, sostiene Gonzalo Monarca, presidente del Grupo homónimo.

Como indicó Fernando Bellagamba, socio director de Bellagamba Marketing inmobiliario: “el gran desafío para 2011 es generar previsibilidad y confianza en una año eleccionario”. Aunque con algunas variantes dependiendo del tipo de emprendimiento, de la ubicación y del segmento, las perspectivas para los precios son una leve suba, en línea con la evolución de la inflación. “Los emprendimientos nuevos seguramente sufrirán las alteraciones en los porcentuales que experimenten tanto la mano de obra como el costo de los materiales. Los precios de los alquileres y las unidades usadas no sufrirán demasiados sobresaltos”, resumió Diego Migliorisi, director de la inmobiliaria que lleva su apellido.

Belio estimó que los valores de venta subirán acompañados por los costos de la construcción y que habrá más oferta de propiedades aunque “dentro de márgenes ajustados”. Y Rodríguez Etcheto en cambio dijo que los “precios de compra se mantendrán estables con tendencia a la suba porque el mercado ya ha convalidado en los últimos 18 meses los valores actuales que a raíz de la crisis internacional no se ha modificado, por lo que el próximo año deberían ajustarse hacia arriba”.

La mejora en el acceso al crédito, sobre todo para la clase media, sigue siendo el año próximo el mayor desafío que encuentra el mercado. Si bien en 2010 se amplió la oferta de préstamos hipotecarios, la relación entre la cuota y el ingreso de las familias sigue siendo un condicionante negativo.

Sebastián Sosa, director general de Re/max Argentina, dice: “En la Argentina la compra de una vivienda es para el sector de mayor poder adquisitivo, el esto no tiene posibilidades hasta que no parezcan los préstamos hipotecarios. Para lo cual la inflación es una traba y la falta de crédito es otra. En cuanto se encuentra opciones para la clase media seguramente la oferta acompañará la demanda y el mercado notará esos cambios, seguramente es volviéndose más dinámico”.

Hernán Opper, director de la firma Oppel Propiedades, dijo que el gran desafío “será seguir creciendo a los niveles de los últimos años. Y ser creativos en términos de productos nuevos y distintos para ampliar el mercado y atraer más inversores”. Ricardo Weiss, director de Weiss SZtryk Weiss, señaló que “cuidar la competitividad a rajatabla, que el gobierno actúe como el de un buen padre de familia, apuntar a un país moderno dando pero exigiendo”, debe ser uno de los objetivos.

Fuente: Ámbito financiero.


11
ene
11

La inversión inmobiliaria, garantía de seguridad y rentabilidad



La región registra un crecimiento sostenido, lo que influye directamente en el mercado inmobiliario. Argentina y Brasil se sitúan en el ranking de los 10 países con mejores pronósticos de crecimiento para 2011.
Hoy, comprar a boca de pozo vuelve a ser una opción interesante; especialmente para el segmento ABC1, cuyos inmuebles premium pueden obtenerse a precios muy acomodados, para luego esperar una apreciación y una renta importante.

Tomaremos como base una inversión en diciembre de 2001 de $1 (un peso) en los rubros Oro, Bolsa, Departamento de Palermo Hollywood y el dólar, y analizaremos la variación del costo de vida, del IPC (valores reales) y de los salarios, partiendo del valor 1 en Diciembre de 2001 y llegando hasta Agosto de 2010. Salvo el oro y la bolsa, la mayor apreciación se obtuvo en el rubro departamentos. El precio de los mismo no sólo se defendió de la inflación, sino que la superó ampliamente. Comparando los valores finales de ambas series, departamentos contra IPC (9,5 contra 3,95), la relación es de 2,4 es decir que la apreciación de los departamentos por arriba de la inflación fue del 140 por ciento.

Otra comparación importante es la del PBI general contra el de la construcción. La actividad de la construcción crece más rápidamente que el PBI general, alcanzando picos de crecimento de hasta 3,5 veces superior. Esto nos está diciendo que esta actividad reacciona más rápidamente a los estímulos, y que en períodos de crecimiento del PBI general, es de esperar un rápido crecimiento de la misma.

Si analizamos el espectro de las posibles inversiones, encontramos una amplia gama de posibilidades, tales como: departamentos, lotes en barrios abiertos o cerrados, condominios, housing, oficinas, locales comerciales, hoteles, cocheras y sistemas de ahorro previo. Pero como en toda inversión, hay que poner especial atención en las circunstancias de tiempo, lugar y seguridad-rentabilidad.

En lo que al tiempo se refiere, siempre será conveniente invertir cuando se inicia un proceso de recuperación de la economía. En el mismo sentido habrá que analizar también en qué etapa de desarrollo del emprendimiento conviene sumarse.

En cuanto al “lugar”, conviene respetar la tan conocida premisa de que el éxito de un emprendimiento pasa por la ubicación. Es decir, entornos medianamente consolidados, servicios de infraestructura urbana adecuada y establecimiento educacionales y hospitalarios.

Para la “seguridad-rentabilidad” hay que analizar la seguridad de la empresa desarrollista de la obra y la seguridad del encuadre jurídico de la misma. Es importante, entre otras cosas, la trayectoria de la desarrollista, el compromiso y la garantía post-venta: por cuánto tiempo se extiende después de la posesión y qué alcanza.

Con respecto al encuadre jurídico, los más aceptados son: fideicomiso en sus dos variantes, al costo y a precio fijo, y la sociedad anónima.

Con todo esto, para el inversos medio, aquel que gusta de invertir en activos que sean tangibles, no hay dudas de que la inversión inmobiliaria será la menos volátil y, por lo tanto, la más segura.

Fuente: La Voz del interior


30
nov
10

Cordobeses que invierten en Miami



Con la crisis económica mundial del 2008, la posibilidad de invertir en bienes raíces en Miami dejó de ser una utopía para los inversores cordobeses. De hecho, fueron muchos los que aprovecharon la oportunidad (caída de más del 50% en los valores de las propiedades mediante) y adquirieron inmuebles.

Ahora bien, ¿hasta cuándo puede durar esta situación? “Hay una realidad y es que el mercado estadounidense se está saneando, pero lo cierto es que los precios de los inmuebles se estabilizaron y sigue siendo una buena opción invertir en ladrillos en Miami”, le dijo Marcelo Wolff, director de Resma LLC a Punto a Punto.

Y destacó: “Esta situación puede extenderse por al menos tres años más, hasta que el crédito regrese a Estados Unidos y allí sí cambie un tanto la situación actual”.

Wolff hizo hincapié en un número: el 10% de las inversiones que se realizan en Miami (en real state) son de latinos. “Y los cordobeses siguen apostando. Te sorprendería saber la cantidad de cordobeses que optan por invertir en Miami con la idea de diversificar su cartera”, asegura.

En ese sentido, destacó que el perfil de los inversores cordobeses se orienta más a lograr “una renta financiera, que puede variar entre el 5 y el 7% anual en dólares, lo que le permite competir con ciertos servicios financieros”. ¿Y la gente del campo? “Al productor local le gusta ‘tocar’ el ladrillo, por lo que opta por comprar en Córdoba, pero las grandes compañías agrícolas están apostando fuerte a Miami”.

Actualmente, Resma administra 200 propiedades en Miami. En ese sentido, el ejecutivo hace hincapié en que un inversionista “puede hacer inversiones desde los US$ 50.000, algo impensando años atrás”, finaliza Wolff.

Fuente: Punto a Punto


28
oct
10

El secreto para invertir en inmuebles



Cualquiera sea la envergadura de inversión inmobiliaria que usted quiera realizar, el crédito es una parte fundamental. Por lo menos es fundamental si quere obtener una buena tasa de rentabilidad. Pero en el mundo desarrollado esto está empezando a cambiar.

En la actualidad casi no hay crédito para nuevos proyectos inmobiliarios. O si hay, el crédito se da en otras condiciones y esto es todo un desafío para los inversores inmobiliarios globales. Lo curioso es que estos inversores están comenzando a manejar algunas de las herramientas que los inversores argentinos hace mucho tiempo ya. Veamos cuales son estás herramientas:

Preventa

La preventa de departamentos implica vender el departamento antes de que esté construido. Generalmente lo que está es el terreno y el proyecto, pero no hay ni un solo ladrillo construido. En la argentina muchas veces estos proyectos se llaman “Venta en el pozo”. Mediante este sistema el inversor inmobiliario le pide un adelanto a los usuarios finales del departamento y de esta forma se financia para construir. Generalmente este adelanto es un porcentaje del precio total de la compra e incluye aportes mensuales o trimestrales.

El comprador está confiando en el inversor o desarrollador inmobiliario, ya que le adelanta dinero. Si bien en la mayoría de los casos estas operaciones vienen acompañadas de una estructura legal acorde, como un fideicomiso o similar, el factor confianza siempre está.

Reciclaje

Reciclar un edificio, departamento o casa es una actividad que requiere mucho menos dinero que construir algo de cero. Muchos desarrolladores europeos o americanos, que no estaban en este negocio, se están interesando cada vez más por este segmento de negocio. No solo porque implica menos capital, sino porque también aquí si encuentran bancos dispuestos a financiar este tipo de proyectos con menos riesgo.

Los bancos ven en este tipo de proyectos apuestas más seguras y con menos riesgos, por ello, están dispuestos a prestar para este tipo de proyectos. Aquí el desafío es encontrar la forma de reciclar la propiedad y no solo recuperar la inversión sino lograr incrementar el flujo de ingresos de la sociedad. Esto muchas veces se puede lograr reconvirtiendo el uso de la propiedad, si era oficina, pasarla a vivienda o si es un depósito, transformarlo en una vivienda por ejemplo. Esta actividad implica desafíos por sí misma, diferentes al negocio de construir de cero, pero bien estructurada puede brindar buenas tasas de rendimiento.

Esta es una tendencia que se ve en Argentina, en las ciudades sobre todo, con los reciclajes de casas o edificios o galpones viejos y que ahora en el mundo desarrollado está ganando cada vez más participación.

Inversor todo terreno

Especialmente en países bien ordenados y estructurados como Alemania o Japón, la inversión inmobiliaria y el desarrollo de un nuevo proyecto implicaba la participación de muchas empresas especializadas: El desarrollador por un lado, el arquitecto por otro, el ingeniero o compañía constructora, el financista, la comercializadora y así sucesivamente. Esto por supuesto implicaba mayor profesionalidad en cada una de las áreas, pero subía los costos y muchos.

Hoy este modelo está cambiando por un inversor inmobiliario que asume gran parte de todas esas actividades por sí mismo. Se ocupa de buscar inversores, de hacer el proyecto si es arquitecto, luego se ocupa de venderlo, del manejo de la obra y muchas cosas más. Es decir, se transforma en un inversores “todo terreno”, multifacéticos y a cargo de muchas tareas. Y que inclusive muchas veces financian parte del proyecto con su propio capital, algo impensado algunos meses atrás, donde todos los proyectos que hacían con “dinero de otros”.

Conclusión: Es posible invertir en inmuebles sin financiación. El mundo desarrollado no encontró ningún “atajo” para invertir sin crédito y obtener rentabilidad y está usando nuestras propias recetas. Recetas que nosotros conocemos hace muchos años y dominamos muy bien. Esto da una ventaja impensada para el inversor latinoamericano que quiera invertir en el mundo desarrollado. Que por supuesto no va a ser para siempre, pero vale la pena ser aprovechada.

Fuente: Emprendedores news